Editorial

Descargar aquí

Ojo Zurdo reaparece luego de varios meses de au­sencia. Diversas dificultades para seguir producien­do la revista en formato impreso, nos condujeron a concentrar nuestros esfuerzos en el lanzamiento de un nuevo sitio web (www.revistaojozurdo.pe), así como el uso de otros recursos virtuales. De ese modo, aunque hemos seguido contribuyendo a la difusión de materiales críticos sobre la realidad peruana y global, sin proponérnoslo fuimos postergando la edición del ejemplar que ahora presenta­mos.

Con el lanzamiento de este noveno número de Ojo Zurdo, retomamos nuestra tarea central: dar vida a una revista socialista que, a través del debate y exploración de la compleja realidad que vivimos, contribuya a edificar un horizonte alternativo al capitalismo existente, al rumbo predominante en el mundo que nos rodea. Ahora más que nunca, en medio de una pandemia que ha sacudido inespera­damente al conjunto de la humanidad, hacen falta miradas verdaderamente críticas y heterodoxas, dirigidas a continuar alimentando el principio de esperanza y la capacidad de acción que otorgan sentido a nuestro quehacer, a nuestras luchas, a nuestros caminos.

Más aún en un país como el Perú, el cual muestra el deterioro múltiple –social, institucional, políti­co, cultural, económico– asociado a tres décadas continuas de predominio neoliberal a ultranza. El conjunto de la sociedad peruana, desde la década de 1990, experimenta la vigencia de un modelo de dominación, acumulación y desarrollo que aquí ha encontrado sus formas más extremas. El Esta­do subsiste reducido a servir, fundamentalmente, como aparato de gestión de exclusivos intereses privados. Esto a pesar de la continuidad de una de­mocracia que parece dar tumbos, pero que ha ca­lado hondamente en el sentido común de una po­blación que, a pesar de todo, no deja de luchar por vivir día a día. Luchar quiere decir, según la propia experiencia nacional mayoritaria, seguir apostan­do por una idea de futuro con progreso y justicia, de igualdad en la pertenencia al país, de solidaridad en la convivencia cotidiana. Es una auténtica iro­nía que en el Perú tales esfuerzos de los más despo­seídos, de los olvidados, de las víctimas de modelo vigente, sean utilizados justamente para sostenerlo y prolongarlo en el tiempo. Vemos esto porque la hegemonía neoliberal ha corroído las perspectivas alternativas de mucha gente, incluyendo a buena parte de los actores políticos, inclusive dentro del campo de la izquierda.

La pandemia actual del llamado Covid-19, está mostrándonos que el tipo de país ultra neoliberal cons­truido luego de la violencia política y la dictadura fujimorista, ha llegado a su límite. Es momento de recuperar perspectiva crítica, proyecto colectivo, voluntad política y social para evitar el completo colapso nacional, avanzando al mismo tiempo a delinear y construir verdaderas transformaciones estructurales. Se trata de una tarea enorme, que re­quiere el aporte de una izquierda política y social con capacidad de estar a la altura de la grave cir­cunstancia histórica actual.

Este número de Ojo Zurdo contiene, en la sección de Tema Central, un conjunto de aportes en torno al escenario de crisis global y nacional generado por la expansión de la terrible pandemia del Covid-19. El panorama de riesgo, muerte y crisis al cual ha sido conducida la humanidad en su conjunto por la aparición del desconocido virus, nos muestra trágicamente que, al fin y al cabo, la especie humana existe como parte de una naturaleza que no hemos dejado de agredir y someter des­de hace mucho tiempo. Más temprano que tarde, la ciencia hallará no sólo una vacuna, sino tratamientos médicos para los seres hu­manos atacados por el Covid-19. Pero el paso de la pandemia dejará planteada, otra vez, la urgencia de un orden global sustancialmente distinto al de la actualidad. En ese sentido, los textos de la sección, así como varios otros que hemos venido difundiendo en nuestros medios vir­tuales, nos alertan sobre un escenario de riesgos y cambios profundos, tanto a nivel internacional como local.

La pandemia no se ha diseminado alrededor del planeta sobre territorios vacíos, instaurando de plano una nueva realidad de riesgos, transforma­ciones y posibilidades. En distintos lugares, se con­catena con historias y circunstancias particulares. En ese sentido, vale la pena recordar que América Latina, y a su manera el Perú, procesan desde hace un tiempo intensos movimientos de contestación, nuevas formas de protesta social que replantean las distintas realidades políticas. Por esa razón, en las secciones Internacional y Movimientos y Socie­dad, recogemos un conjunto de aproximaciones que analizan las variaciones recientes de la lucha social y política en diversos países. Más allá de una tajante división entre regímenes progresistas y no progresistas, requerimos considerar que algo en la textura profunda de la sociedad latinoamericana, ha empezado a moverse en tiempos recientes, no solo de manera profundamente radical, sino de un modo autónomo y original en su sentido de trans­formación social y política. Tales movimientos nos plantean una agenda de cambio que requerimos profundizar y analizar con más exhaustividad en el futuro inmediato.

Como siempre, un espacio muy importante de la revista corresponde a nuestras secciones Pensa­miento Crítico y Culturas y Sentidos. Ambas reflejan, a través de los aportes de nuestros colaboradores, nuestra intención de explorar a fondo la comple­jidad realidad de los problemas del presente y las opciones hacia el futuro. El contrapunto entre teoría y sensibilidad, entre exploración racional y creación artística, se hace cada vez más imprescin­dible, más urgente que nunca, a la luz de los retos planteados por los dilemas actuales que nos impul­san a producir conocimiento y actuar políticamen­te de maneras distintas a las acostumbradas. Final­mente, la sección de Crónicas y Reseñas, comparte propuestas de lecturas importantes para el análisis y la construcción de perspectiva crítica.

Les invitamos a leer este noveno número de Ojo Zurdo, ahora en formato de difusión en soporte digital. En las próximas entregas iremos afinando contenidos, estilos y formas de relación y comuni­cación con nuestros lectores, en el camino persis­tente de seguir avanzando hacia un Perú nuevo en un mundo nuevo.

Lima, abril/mayo de 2020